Carretera a Vallarta no solo se deslavó en 2 tramos, se derrumbó en otro más

1

d1

 

La carretera a Vallarta en su tramo Jala- Compostela no sólo se deslavó en el Kilómetro 38 y 39, como señaló SCT el día de ayer, también presenta un derrumbe en el Kilómetro 25, según el material fotográfico dado a conocer el día de hoy por el diario “El Informador”.

Incluso, el pasado 12 de julio, el director general de Servicios Técnicos de la SCT, Jesús Felipe Verdugo, presumió a través de su cuenta de Twitter que revisaron la estabilidad de taludes y trabajos faltantes del Ramal a Compostela, cosa que resulta irónica porque 5 días después se derrumbó la carretera en 1 tramo, y se deslavó en 2 más.

Los deslaves en carreteras pueden evitarse si los taludes tienen una inclinación adecuada, afirma José Francisco de la Mora, académico de la Universidad Panamericana y especialista en Estructuras y Mecánica de Suelos.

“Pueden hacerse sin que exista algún deslave, pero el costo ecológico es muy alto porque hay que meterse más al cerro, hay que derribar más árboles, lo que quiere decir más daño ecológico”.

Por otra parte, el presidente del Colegio de Ingenieros de Jalisco, Héctor Zepeda Angulo, explicó que cuando se hacen cortes en cualquier terreno natural o se modifica su composición, éste pierde humedad y cuando se seca tienda a desmoronarse por la alteración de la tierra. Agregó que cuando los cortes son muy altos se debe hacer un estudio geológico.

“Debió haberse previsto mediante la construcción de cunetas en la parte superior para que el agua se dirija a un sitio o un lugar donde no se perjudique el talud”.

Con respecto a los 30 días que tardaría la Delegación en Nayarit de la SCT para atender el deslave que obligó al cierre del nuevo tramo Jala-Compostella, José Sergio Carmona Rulvalcaba, miembro de Departamento de Ingeniería Civil del Centro Universitario de Ciencias Exactas e Ingenierías (CUCEI), dijo que este periodo es demasiado. Sin embargo, destacó que es necesario que la dependencia federal realice obras correspondientes a la inclinación del talud y coloque mallas para evitar que ocurra otro evento similar.

“Cada vez hay más (técnicas) para lograr que un talud permanezca estable, pero lo más barato es dejarlo en condiciones aparentemente estables y esperar a que con el paso del tiempo vaya cediendo”.

Comentarios

comentarios

Author: fisgonpoliticojal

Share This Post On